«Lámpara es tu Palabra para mis pasos y luz en mi sendero» (Sal 119)

El fin del presente trabajo es ahondar un poco en un tema en sí mismo inagotable. No es inagotable en cuanto al conocimiento del método, sino en cuanto a su objeto, ya que Lectio Divina, significa lectura de Dios y a Dios nunca acabamos de conocerlo.

San Gregorio Magno, gran amante de la Sagrada Escritura y del tradicional método de la Lectio Divina en su más genuina práctica, la definirá como: “Arte de estudiar el corazón de Dios”. Con lo cual afirmamos que la Lectio participa, en cierto modo, de la infinitud de su objeto propio. Resultado de esta afirmación «cuánto más se lo estudia, más cualidades se descubren en ella, más ricos se revelan los múltiples aspectos que presenta».

 

AUTOR: P. Pablo Dicesare, IVE.

PÁGINAS: 45
PRECIO: $800
Colección Bíblica 5: Lectio Divina

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *